Posts etiquetados ‘investigación’

La investigación de tendencias a través de la metodología del coolhunting, anglicismo para identificarla precisamente en países de habla hispana como España, es una de las disciplinas actuales que en su aplicación práctica puede aportar más valor a tu empresa. ¿Quieres saber por qué? Te lo resumo en siete claves:

ANTICIPACIÓN: el coolhunting te permitirá detectar indicios de cambio en la sociedad, en el entorno de tu actividad económica y, especialmente, en las preferencias y hábitos de los consumidores y consumidoras, que podrían ser el inicio de una tendencia.

 

New-trends-in-internet-marketing-for-smaller-enterprises

Fotografía de ingredientsnetwork.com

 

APLICACIÓN PRÁCTICA: es posible aplicarlo a muchos más sectores empresariales de los que a priori podrías imaginar, aunque en su origen estuvo vinculado al mundo de la moda.

DESARROLLO PROFESIONAL: los perfiles profesionales relacionados con la investigación de tendencias son cada vez más demandados por empresas que han entendido la necesidad de estar al día sobre los cambios que se producen en los mercados en los que operan. A partir de ahí pueden responder mejor a las demandas de los públicos potenciales de sus productos o servicios. Un ejemplo es Youtube. Kevin Allocca es su gerente de Tendencias. Estos puestos integrados dentro de la empresa pueden adquirir distintos nombres, pero detrás de todos ellos hay algo en común: la importancia de conocer las tendencias en cada sector.

FÁCIL ACCESO: además de la incorporación de estos profesionales a la empresa, el auge que está adquiriendo esta disciplina permite tener cada vez más al alcance consultoras especializadas que pueden hacer informes de tendencias específicos y adaptados a las necesidades de cada negocio o ámbito empresarial. En sus comienzos el trabajo se realizaba fundamentalmente con la observación a pie de calle. No obstante, con Internet la metodología se ha ampliado y perfeccionado.

 

coolhunting-digital-a-la-caza-de-las-ultimas-tendencias

Portada del libro ‘Coolhunting digital’, de Anna María López López

MAYOR COMPETITIVIDAD: conocer las tendencias que van a marcar el desarrollo de tu ámbito de actuación te permitirá adquirir ventajas competitivas con respecto a tu competencia.

NOTORIEDAD: en muchos casos disponer de investigaciones de tendencias puede contribuir a mejorar el posicionamiento efectivo de una marca, al producirse hacia ella un trasvase de valores como innovación, actualización constante, atención a las necesidades de los clientes, etc. Además, muchas de las firmas, asociaciones, instituciones, etc. que utilizan este recurso se convierten en fuente de información para otras entidades y usuarios en general y, por tanto, ganan prestigio.

ADAPTACIÓN: ¿estás pensando desarrollar un proyecto de emprendimiento? Conocer las tendencias te ayudará a alinear tu producto o servicio con ellas u optar por el camino inverso y diferenciarte descartando la asunción de éstas en tu plan.

 

Si quieres saber más sobre este tema y su desarrollo en España puedes consultar la web de la Asociación Española de Coolhunting, de la que soy colaboradora.

Anuncios

La netnografía focaliza en Internet el estudio descriptivo sobre manifestaciones culturales, hábitos, preferencias de consumo… propio de la etnografía. El panel netnográfico se utiliza en coolhunting para monitorizar páginas de referencia, comunidades, blogs, etc. en la Red, con el objetivo de detectar indicios de cambio que puedan dar lugar a una nueva tendencia.

Una herramienta de este tipo básica puede incluir un escritorio virtual como Netvibes, un lector de RSS como Feedly, el seguimiento de medios de comunicación especializados a través de Googe Alerts, así como un agregador de blogs, por ejemplo, bitacoras.com y redes sociales visuales y con contenidos claramente agrupados por temas como Pinterest. Igualmente, es posible usar una aplicación que sirve como bloc de notas digital del tipo Evernote.

Si deseas más información puedes hacer clic aquí.

Imagen de un escritorio de Netvibes

Comparto la presentación sobre Marca Personal y Coolhunting que he tenido el honor de exponer a los alumnos del Máster de Dirección de Marketing de la Universidad Autónoma de Madrid. Aborda el Personal Branding desde un enfoque innovador, inspirado en la investigación de tendencias, con el objetivo de lograr diferenciación en un mercado tan complejo como el actual. Al combinar Marca Personal y Coolhunting es posible anticiparnos a lo que demandará nuestro sector profesional y conseguir ventajas comparativas y valor añadido.

La investigación de tendencias o Coolhunting es una disciplina que adquiere cada vez mayor importancia por el contexto social y económico en el que nos encontramos. 
Al contrario de lo que generalmente se piensa, el coolhunter no es un profesional vinculado solo al mundo de la moda. Muchas empresas de diferentes ámbitos se han dado cuenta de la importancia de contar con profesionales que sepan interpretar con estudios solventes por dónde van a orientarse su mercado y los gustos de sus consumidores. De ese modo podrán adelantarse a su competencia. 
Hay que tener en cuenta que se está acortando de manera general el período vital de muchos productos, los consumidores ya son prosumidores y el acceso a la información de éstos, en un entorno precisamente saturado de información, es mayor que nunca. En estas circunstancias el análisis de tendencias se hace esencial. 
(NOTA: Si deseas saber más sobre Coolhunting puedes consultar otros artículos publicados en este mismo blog agrupados en las etiquetas o categorías referidos a este tema. Y recuerda, si te ha gustado este micropost o cualquier otra entrada en esta web o tienes alguna observación al respecto, te agradecería que me dejaras algún comentario 😉) 

  
  

El Coolhunting, la disciplina que investiga y gestiona tendencias, está en alza actualmente. Podríamos decir que se ha convertido en sí mismo en una tendencia. Aunque en sus orígenes estaba relacionado con el mundo de la moda, hoy sus investigaciones se extienden a muy diversos sectores, desde el tecnológico al alimentario, pasando por otros muchos.

La aplicación de esta modalidad de investigación social, que difiere de la sociológica, fundamentalmente en su finalidad comercial, es muy útil para empresas de todos los sectores. Éstas intervienen en un mercado cada vez más competitivo y ante consumidores que están cambiando su relación con las marcas, dando paso a los llamados prosumers o prosumidores.

Como os avancé en un post anterior, continuaré comentando algunos de los libros publicados en los últimos años sobre este apasionante tema. En este caso me referiré a ‘Coolhunting’, de Daniel Córdoba-Mendiola (Ediciones Gestión 2000; 2009). El autor, socio fundador de The Hunter, consultora especializada en análisis de tendencias, desgrana algunas de las claves para avanzar como coolhunter.

A diferencia de otras publicaciones sobre el mismo tema, Córdoba-Mendiola profundiza en el fenómeno ‘cool’. Así, analiza qué es, cómo puede detectarse, quién es ‘cool’, qué factores lo determinan… Igualmente, contextualiza el fenómeno a través de un estudio detallado sobre los entornos ‘cool’. De este modo, nos conduce por un interesante recorrido a través de ciudades como Londres, Las Vegas, Berlín o París.

Me ha parecido oportuno rescatar este libro, muy útil aún hoy para adentrarse en el mundo del Coolhunting, pese a haber transcurrido ya varios años desde su primera edición. Merece una lectura con atención el estudio sobre las macrotendencias del mercado, base de muchas de las claves que nos ayudarán a entender mejor cómo se desarrolla esta disciplina.

Coolhunting, Córdoba-Mendiola